Anuncian nueva modalidad de licitaciones para servicios subsidiados marítimos

293

El Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones a través de la División de Transporte Público Regional, identificó que las características de los contratos de servicios subsidiados de embarcaciones actualmente presentan una estructura que no permite un óptimo desarrollo del servicio y de su operación, principalmente por la falta de oferentes.

Es por ello que, con el propósito de atraer a una mayor cantidad de empresas e incentivar la competencia en beneficio de los usuarios, el Ministerio de Transportes anunció un nuevo modelo licitatorio para corregir y mejorar estos aspectos.

“Barcazas para Chile” es el nombre de la iniciativa que pretende elevar los niveles de los servicios de cabotaje; por ejemplo, en lo que respecta al nivel de embarcaciones disponibles, el control de la operación y un mejor servicio a los usuarios, así lo informó el Subsecretario de Transportes, Jorge Daza.

 

El nuevo modelo licitatorio para servicios subsidiados de barcazas y transbordadores pretende corregir las estructuras de contratos para mejorar el servicio a largo plazo, tanto a nivel de las naves disponibles, como de mejor control de la operación y mayor vinculación con los usuarios y usuarias, lo que fue destacado por Cristian Krebs, gerente de zona sur de la empresa Somarco.

 

Para esto se realizarán acciones de participación en cada una de las licitaciones con las comunidades beneficiarias, entre las cuales se encuentran: consultas al Mercado o publicación de contenidos esenciales para dar a conocer el alcance del servicio a potenciales interesados de forma previa a la publicación de las bases.

Principales características de Barcazas para Chile

1.​Las empresas podrán postular a las licitaciones sin contar con las embarcaciones requeridas. En caso de ser contratado, el operador tendrá 24 meses para construir o comprar las naves (de acuerdo a lo que haya comprometido en su oferta), bajo la pena del cobro de garantía en caso de incumplimiento. Lo anterior aumentará la cantidad de potenciales oferentes.

2.​Se aumentará la vigencia de estos contratos, pasando de 36 meses a un rango de 8 a 12 años, dependiendo de las características del servicio, la cantidad de naves requeridas, entre otros factores.

3.​Se incorporará mayor nivel de tecnología al control del servicio, con el uso de GPS (o su equivalente a nivel satelital) para determinar el nivel de cumplimiento del servicio. También se hará obligatorio el uso de tecnologías que obliguen a la entrega de ticket al usuario, que permitan un conteo preciso de la demanda transportada.

4.​Se incorporarán instancias de evaluación de los servicios por parte de los usuarios, a través de los cuales el operador podrá aumentar su subsidio hasta en un 5%, en caso de una evaluación sobresaliente. Se avanzará también en una gobernanza asociada a cada servicio, donde las autoridades locales (en particular los Municipios) y la propia comunidad tengan instancias definidas en tiempo y formato, con el ministerio y los operadores, para actuar de forma proactiva en la detección de brechas de calidad de servicio, y su solución; además de un mejor uso de las herramientas de comunicación disponibles, para dar aviso ante contingencias del servicio por razones climáticas, de mantenciones programadas u otras. En este contexto, además se avanzará en difundir el plan de mantenciones de las naves, de forma que todas las partes sean partícipes en la vigilancia del cumplimiento del mismo.

En este marco, desde el segundo semestre de 2023 y hasta fines de 2027 se ha programado iniciar un total de 27 licitaciones adicionales bajo este modelo, beneficiando a servicios que operan en las Regiones de Valparaíso, Biobío, Los Ríos, Los Lagos, Aysén y Magallanes.

A esta actividad asistieron representantes de Armasur y de las empresas navieras más importantes del Sur Austral de nuestro país, como Cruz del Sur, Naviera Austral, Somarco, Tabsa, Naviera Arauco, Transportes Puelche, Naviera Paredes, Navimag, Transhuar, entre otras.

Comenta!