Denuncian nuevo caso de muerte de guagua que esperaba cama UCI: Ocurrió en hospital de Quilpué

444

Un nuevo caso de una guagua contagiada con virus sincicial que murió fue denunciado esta jornada. La víctima esperaba una cama UCI en Quilpué y se suma a la situación de San Antonio, también en la región de Valparaíso. Ambas víctimas tenían dos meses de vida.

A través de un comunicado, el Servicio de Salud de Viña del Mar-Quillota lamentó “el sensible fallecimiento de la menor de iniciales D.P.S” y expresó “sus sinceras condolencias con la familia”. “Como servicio y equipo de salud aclaramos que la paciente no falleció en espera de una cama crítica, como fue planteado en un medio de comunicación local”, añadieron.

“Respecto a ello, nos es necesario precisar que se trata de una lactante de dos meses de edad que ingresó al Servicio de Pediatría del Hospital de Quilpué, con un cuadro respiratorio agudo, asociado a una coinfección por más de un virus: Virus respiratorio Sincicial (VRS) y Rinovirus/Enterovirus”, agregaron.

Según reportó el diario La Estrella, una guagua murió el pasado viernes 2 de junio en el Hospital de Quilpué, donde esperó por 12 horas un cupo para ser trasladada al Gustavo Fricke de Viña del Mar.

Su padre, José Luis Parra, dijo al citado medio que el hecho lo hicieron público luego del caso de Mía, quien murió el martes en el Hospital de San Antonio bajo condiciones similares.

En esta ocasión, la pequeña fue llevada por su madre Yessenia Sánchez a la urgencia infantil del Hospital de Quilpué, durante el miércoles 31, quedando hospitalizada por virus sincicial y rinovirus.

La bebé se agravó, por lo que fue intubada, y ya el viernes se comunicó a los padres que se necesitaba trasladarla por el agravamiento de su condición. “Pasaron todo el día buscándole un cupo porque fue como a las 8 o 9 de la mañana”, dijo la madre, quien agregó que recién a las 21:30 le consiguieron una cama en la UCI del Hospital Gustavo Fricke.

La progenitora continuó su relato señalando que mientras esperaban la ambulancia, su hija sufrió un paro cardiorrespiratorio. Por ello, se le dio reanimación por 30 minutos, sin que se obtuviera éxito.

“El miércoles la doctora me dijo ‘tu hija está a un paso de pasar a la UCI’. ¿Por qué no me la pasaron a la UCI en ese mismo momento? Ella tenía antecedentes porque era una niña prematura, había nacido de 36 semanas, aunque ya estaba en buen peso, pero ella debería haberla pasado a Viña antes que se agravara”, agregó Sánchez.

Detalles

Según el Servicio de Salud en su comunicado, la menor “estando hospitalizada su cuadro se deterioró. Hubo aumento de la dificultad respiratoria, requiriendo manejo intensivo, que le fue entregado en forma inmediata por el equipo del servicio de Pediatría”.

Entonces, “se solicitó un cupo de cama crítica, que se obtuvo esa misma tarde en Hospital de San Felipe. Pese a que se gestionó el traslado y que el equipo médico realizó todos los esfuerzos, la paciente no logró ser estabilizada cuando ya había llegado el SAMU, produciéndose su deceso lamentablemente”.

Por último, completan señalando que “como Servicio de Salud agradecemos el esfuerzo que los y las trabajadores del hospital de Quilpué realizan en su labor cotidiana y reiteramos nuestro pesar y condolencia a la familia, pues este también es un dolor para nosotros como equipo de Salud”.

Fuente: Emol

Comenta!