Gobierno informó un aumento de detenciones por violencia rural en el 2021

El coordinador de seguridad para la macrozona sur, Pablo Urquízar, informó este domingo que en el último año se ha registrado un aumento en los hechos de violencia y detenciones en este sector del país.

A través de un informe referido a la violencia rural, el Gobierno dio a conocer que este año se han detenido a 304 personas por este tipo de situaciones, lo que se traduce en un aumento de 407 por ciento en comparación al mismo periodo del año pasado.

La mayoría de hechos, según indicó Urquízar, se relacionan con robo de madera, robo de vehículos, desórdenes, tenencia de armas, drogas, ataques incendiarios y también homicidios.

En cuanto a la estadística de los delitos, éstos indican un aumento de 275 entre enero y junio de 2020 a 589 durante los mismos meses de este año, representando un aumento del 113 por ciento.

Ante esto, el coordinador para estas zonas sobre el tema de seguridad, reconoció que el aumento de los actos violentos tienen directa relación con el procesamiento de integrantes de grupos -según los calificó- terroristas y radicalizados.

«Cuando el Estado actúa frente al delincuente común, el delincuente común se inhibe. Cuando el Estado actúa frente a la organizaciones radicalizadas y terroristas que están presentes en la zona, estas reaccionan y lo vimos en un ejemplo concreto el 9 de julio, cuando se produce por parte de funcionarios policiales -en ejercicio legítimo de su deber- la muerte de Pablo Marchant», detalló la autoridad regional.

En esta línea, explicó que tras este hecho «se han reivindicado más de 150 hechos de violencia en las cuatro regiones del país, con reivindicaciones tanto de la resistencia mapuche Malleco, de la Coordinadora Arauco Malleco, de la resistencia mapuche Lafkenche, como también de la Weichan Aukamapu».

Detenciones por hechos de violencia

Considerando datos desde enero del 2018 a julio del 2021, por temas asociados a hechos de esta índole se han registrado 723 detenidos en la macrozona, de los que 160 han sido en La Araucanía durante este año.

Debido a esto, Urquízar precisó que el esfuerzo debe ser «entre todos los actores» del Estado para poder detener estos hechos de violencia en la macrozona sur, que va entre las regiones del Biobío y Los Lagos.

«Como Gobierno sabemos que esto no es suficiente, que se necesita mucho más y en esto requerimos también la acción del Estado en su conjunto, no sólo la policía, no sólo el Gobierno, no sólo Ministerio Público, sino también el Congreso Nacional», puntualizó el coordinador de la zona, que advirtió que en la actualidad «hay nueve proyectos de ley en tramitación» que han tenido un avance lento y que son considerados esenciales para combatir la violencia.

Además, solicitó la ayuda del Poder Judicial, al que siempre -detalló- le están pidiendo que estén «las víctimas tanto mapuche y no mapuche en el foco, para efectos de impartir la justicia como el derecho corresponde».

Fuente: Cooperativa

Comenta!