Nuevo delegado de La Araucanía ratifica que «estado de excepción no será renovado» y anuncia un comité interministerial

257

Ayer viernes, el abogado y académico Raúl Allard Soto, asumió como nuevo delegado presidencial de La Araucanía y entre sus anuncios aseguró que después del 26 de marzo «no se renovará el estado de excepción» y que el Gobierno del Presidente Gabriel Boric enfrentará el conflicto y la violencia rural «con recetas nuevas» que serán lideradas «por un comité interministerial que empezará a venir una vez al mes» a la zona.

«El Presidente Boric lo ha dicho en su momento, no se va a renovar el estado de excepción. Esa es una definición que se ha dado y que nosotros la vamos a cumplir (…) El estado de excepción una vez que culmine, no va a ser renovado por este Gobierno», dijo.

Sus declaraciones se enmarcaron en un punto de prensa que se realizó pasadas las 13:00 horas, luego de la firma protocolar del acta de traspaso de gestión.

Según consignó El Austral de Temuco, distintas autoridades de la zona exigen al Gobierno que en la nueva administración exista más seguridad. El gobernador Luciano Rivas por ejemplo, señaló que si no renuevan el estado de excepción, deben presentar un plan alternativo igual o mejor. «Si quieren sacar el estado de excepción de la región me imagino que tienen un plan de seguridad alternativo, porque las víctimas no pueden quedar desprotegidas después del 26 de marzo.

Si se quiere dialogar fantástico, pero la base del diálogo tiene que ser la seguridad», aseveró. Rivas aseguró que conversó con Allard y que lo importante es realizar un trabajo coordinado.

Por su parte, Patricio Santibáñez, presidente de la Multigremial explicó que «en el sur estamos dispuestos al diálogo y a buscar soluciones duraderas, pero no podemos retroceder en recuperar la paz y la seguridad para construir un Chile unido y próspero».

A su vez, Sebastián Naveillán, dirigente de los agricultores de Victoria Malleco, dijo que «en la región claramente tenemos posturas distintas, pero como gremio estaremos abiertos a conversar para proteger la producción de los alimentos. Para nosotros mantener el estado de excepción es vital para proteger la seguridad de todos los habitantes de la región y sacar adelante los desafíos de la ruralidad».

El delegado presidencial Allard recalcó que «es importante elevar la mirada y buscar soluciones por la vía del diálogo con paz social y justicia, por eso invitamos a todos los actores regionales, al mundo político, al sector privado, a la sociedad civil, a los movimientos sociales y al mundo mapuche a colaborar en esta tarea que nos involucra a todos y todas».

Asimismo, reveló que «vamos a asumir funciones de orden y seguridad pública con la máxima relevancia y aplicando toda la disposición que tenemos. Hemos estado reunidos con el alto mando y abordaremos las situaciones específicas la semana que viene».

Por último, dijo que «hay que aplicar recetas nuevas» y que «hemos hablado con la ministra del Interior y le hemos pedido que venga a la reunión. De hecho, un comité interministerial empezará a venir una vez al mes para construir la región que merecemos y necesitamos».

Fuente: Emol.com

Comenta!