Se agudiza conflicto de zonas contiguas entre pescadores de Los Lagos y Aysén

De gris a oscuro se torna poco a poco el conflicto entre los pescadores de la región de Los Lagos y Aysén. Recordar que, tras un acuerdo de los pescadores chilotes en asamblea, de que mientras los pescadores de la undécima región no depongan su actitud, de dejarlos trabajar en la zona de Melinka, no dejarán recalar a ninguna embarcación en los puertos, incluyendo a las barcazas que trasladan pasajeros desde y hacia esa región.

Por esta razón, en los últimos días las barcazas que han querido recalar en el puerto de Quellón y otros puertos de la isla grande, provenientes de Aysén no han podido hacerlo.

Las negociaciones se encuentran en punto muerto, de hecho la dirigente de la pesca en Quellón, Denise Alvarado criticó la falta de comunicación por parte de los dirigentes de la undécima región.

 

El Gobierno busca retomar las negociaciones, para ello, el intendente de Los Lagos, Harry Jürgensen, el subsecretario de Pesca, Román Zelaya, y la Intendenta de Aysén, Geoconda Navarrete, se reunieron en Santiago con el objetivo de buscar una salida.

El seremi de economía de la Región de Los Lagos, Francisco Muñoz, explicó que hay dos proceso que se están llevando a cabo.

 

Las autoridades acordaron formar un grupo negociador compuesto por dirigentes, y facilitadores del proceso como los Gobiernos Regionales, Subpesca, Sernapesca y la Autoridad Marítima.

Sin embargo, los pescadores chilotes han adelantado que los puertos en la isla grande se mantendrán cerrados para las barcazas y embarcaciones provenientes de Aysén, hasta que sus pares de esa zona no depongan su actitud.

Comenta!