¿Y la dirigencia, dónde está? Solo jugadores y cuerpo técnico de Puerto Montt han pedido disculpas tras el descenso

286
Gentileza: Jaime Gómez - PrimeraBChile.cl

El gol de Matías Colossi en los descuentos a Unión San Felipe, celebrado con el alma por el jugador y el hincha de Puerto Montt, no fue más que un suspiro que se atragantó de forma atroz: el gol de Recoleta a solo segundos después, sepultó la ilusión del milagro de poder seguir en la Primera B.

Ya con el descenso consumado, hubo lágrimas y muchas disculpas, de jugadores y el cuerpo técnico, pues el triunfo de visita ante el elenco local, debió ser uno de los más tristes en la historia del Velero.

El primero que habló, visiblemente emocionado, fue el jugador Juan Pablo Abarzúa en la transmisión televisiva.

Posteriormente, otro de los que conversó con los medios de prensa fue un afectado Brayan Troncoso.

Y del cuerpo técnico, Felipe Cornejo también se deshizo en disculpas hacia la hinchada, que solo disfrutó 8 años a su equipo en Primera B.

Jugadores y Cuerpo Técnico pusieron el pecho a las balas, como dice el dicho, pero… ¿qué pasó con la dirigencia? Como ha sido la tónica todo el año, de ellos aún no se sabe nada, a pesar de los intentos de esta emisora por contactarlos.

Se avizora un año complejo para Puerto Montt, ya que en Segunda División los ingresos monetarios son menores: no hay dineros por televisación, por ende, menos auspiciadores. Más encima, en la categoría existe un límite en los costos de las planillas mensuales, muy por debajo de los valores de la Primera B, lo que impide retener a futbolistas de mejor nivel.

Y para sumarle más desgracias a esta crónica de una muerte anunciada, incluso el plantel femenino del Albiverde bajó de Primera División a Primera B, con las consabidas dificultades de infraestructura y salarios que sufrieron las Hijas del Temporal durante todo el año.

Un 2023 que será recordado como el naufragio del Velero.

Comenta!