Australis Seafoods se querellará contra ex propietario por estafa

549

En el ojo del huracán está el empresario Isidoro Quiroga, quien en 2018 acordó la venta de la salmonera Australis Seafoods -controlaba el 94,47% de la propiedad- a la transnacional china Joyvio, que forma parte de Legend Holding, firma que también es dueña de la gigante tecnológica Lenovo.

Sin embargo, en los últimos días se conoció que los actuales controladores chinos detectaron “la existencia de una política sistemática de sobreproducción de salmones ideada y ejecutada por la administración y el controlador anterior”.

A través de un comunicado, Australis Seafoods informó “que la compañía inició un arbitraje internacional -tal como lo establece el contrato de compraventa firmado en 2019- en el que se solicita la devolución del valor pagado por la empresa, es decir, USD 921 millones, más USD 300 millones por daños y perjuicios.”

En entrevista con El Mercurio, el actual gerente general de la salmonera, Andrés Lyon, detalló que tras su arribo detectó “fuertes inconsistencias y anomalías en la operación de la compañía, las que inmediatamente informé a representantes de Joyvio Food”.

“Detecté ciertas irregularidades en la forma de llevar adelante la producción, que eran anómalas, planificadas y sistemáticas, y que iban en contra del cumplimiento de la normativa ambiental”, indicó.

Asimismo, agregó que encontró “exceso de producción respecto de las autorizaciones ambientales que tienen las concesiones, sobreproducción de entre 20 y 80% en los cinco centros por los cuales nos formularon cargos, que corresponden a ciclos productivos previos a la venta. Era una práctica sistemática que se inició años antes de la venta de la compañía, y del periodo de revisión de la compañía, el due diligence”.

Tras conocerse estos datos, la empresa de capitales chinos decidió emitir un comunicado, donde revelan que con fecha 27 de octubre de 2022, “y en total
cumplimiento de la normativa vigente, la nueva administración de Australis Seafoods
presentó ante la Superintendencia del Medio Ambiente (SMA) una autodenuncia
tras detectar hechos que podrían ser constitutivos de infracciones.”

Puntos de comunicado

1. En junio pasado Australis Seafoods nombró al señor Andrés Lyon como
nuevo gerente general, quien tiene más de 25 años de experiencia en la
industria acuícola. Una vez en el cargo, él detectó fuertes inconsistencias y
anomalías en la operación de la compañía.

2. Habiendo descubierto la existencia de esta política sistemática de
sobreproducción de salmones ideada por la administración anterior, podemos
afirmar que se trata de actos vigentes al menos desde el año 2016 y que
generaron una sobreproducción de más de 80 mil toneladas de salmónidos.
Ante esto, tomamos diferentes medidas para erradicar de la compañía dichas
malas prácticas que afectan tanto al controlador como a las autoridades y
que dañan significativamente la fe pública.

3. La primera medida fue presentar una autodenuncia ante la SMA y, al mismo
tiempo, terminar inmediatamente con los incumplimientos normativos
detectados. La colaboración con la SMA busca facilitar su labor fiscalizadora,
por lo que se puso a su disposición una descripción precisa de las
circunstancias detectadas (magnitud, duración, etc.); un detalle de lo ocurrido
en los 33 centros de engorda involucrados; informes de peritos ambientales
externos e independientes; y la descripción de un programa para compensar
durante los próximos 5 años (de 2023 a 2027) la sobreproducción
denunciada.

4. La segunda medida consiste en presentar todas las acciones civiles y
penales en contra de los responsables de la política sistemática de
sobreproducción y su ocultamiento.

5. La tercera medida es materializar la reestructuración del gobierno corporativo
de la compañía, proceso que ya se está implementando.

6. Los nuevos dueños de Australis Seafoods son víctimas de este
incumplimiento regulatorio, así como también de estafa y de otros graves
delitos que se expondrán en las diferentes querellas, pues en 2019
compraron la compañía en USD 921 millones, en circunstancias de que hoy
sabemos que ese valor fue generado de manera artificial e irregular. Y como
consta en los documentos de compra-venta firmados entre las partes, el
vendedor siempre declaró que Australis cumplía con la normativa ambiental,
lo que resultó ser falso y parte del engaño.

7. Como empresa, controlada por un inversionista extranjero responsable,
sabemos que esta autodenuncia tendrá un impacto negativo en el corto plazo
para nosotros. Sin embargo, estamos haciendo lo correcto para velar por el
cumplimiento de la regulación ambiental chilena. Esperamos que la justicia
sancione a los responsables y que las autoridades nacionales y otros
stakeholders, locales y extranjeros, comprendan el daño que terceros le han
generado a la compañía.

La posición de Quiroga 

El lunes pasado el empresario chileno, Isidoro Quiroga, también emitió una declaración, la que fue publicada por El Mercurio.

Quiroga se lamentó que “Joyvio y sus asesores en Chile hayan elegido el camino de la calumnia y la difamación para tratar de resolver sus problemas financieros y de manejo del negocio”.

El empresario aseveró que “Joyvio se sobreendeudó escandalosamente para comprar Australis, sobre la base de unas expectativas de retiro que para cualquier compañía eran imposibles de cumplir. Y después fallaron cuando había que adaptarse a las nuevas condiciones regulatorias. La presión de la deuda era tan grande que Shaopeng Chen, el chairman de Joyvio, decidió no escuchar las advertencias de los ejecutivos chilenos y ordenó a la empresa continuar produciendo como si todo siguiera igual. Esto les está pasando la cuenta”.

En relación a la acusación de estafa, Quiroga asegura que es un discurso de supuestas víctimas “de lo cual se habrían dado cuenta recién cuatro años después de la compra, lo tienen solamente para el público chileno”.

Por último, el empresario dijo estar “muy tranquilo, porque actué siempre de buena fe. Voy a defender mi buen nombre, el de mi familia y el de mis colaboradores hasta las últimas consecuencias, ejerciendo las acciones civiles y penales que corresponda contra las personas que han participado en esta campaña infame”.

 

 

 

Comenta!