Carabinero de Osorno en servicio activo era parte de banda criminal detenida en Operación Atlántico II

5930

El Fiscal adjunto de la Unidad de Focos Investigativos de la Fiscalía Regional de Los Lagos, Marcelo Sambucetti, confirmó dicha información en el marco de la desarticulación de la banda criminal dedicada al robo de salmón, a través de la Operación denominada Atlántico II, puntualizando que dicha investigación de a lo menos dos años se inició no por una denuncia, sino que por el mérito de proceso investigativo de la Brigada de Investigación Criminal de Puerto Montt.

Ello en definitiva permitió abrir una indagatoria que tuvo un primer resultado con la Operación Atlántico I, en que se detectó una organización criminal con 25 personas que fueron imputadas y condenadas por delitos de asociación ilícita y lavado de activos.

Dicho trabajo permitió constatar y dejar en evidencia que en Puerto Montt, durante a lo menos los últimos años, hay grupos organizados que se han dedicado a la sustracción de salmones.

De acuerdo a lo informado por el mismo Fiscal Sambucetti, se trata de derivados de la mortalidad o rechazo de las plantas de proceso y que en transporte, en trayecto, coludidos con algunos choferes de esos transportes, son trasladados a sectores rurales, donde se sustraen, luego se procesan ilegalmente en circunstancias sanitarias paupérrimas y luego son vendidos en los mercados de Angelmó y Presidente Ibáñez de Puerto Montt, siendo incluso trasladados a otras regiones como La Araucanía.

Dicha investigación permitió detectar toda una organización de a lo menos 33 personas que fueron detenidas en un procedimiento planificado y ejecutado satisfactoriamente, tanto es así que en la audiencia de control de detención se ha advertido que las detenciones fueron ajustadas a derecho y el proceso investigativo ha sido el adecuado.

El Fiscal Marcelo Sambucetti recordó y destacó que junto a las municiones de armas de fuego, vehículos, lanchas, también no hay que olvidar que se logró incautar en dinero efectivo 80 millones de pesos, que deja en evidencia que este delito es un lucrativo negocio, porque las grandes cantidades de dinero que se manejan permiten permear al sistema de justicia, confirmando que dentro de los detenidos por esta investigación se detuvo a un carabinero en servicio activo.

 

De acuerdo a los antecedentes proporcionados por la Fiscalía, la banda contaba con distintos brazos operativos, cuadrillas dedicadas a la sustracción de mortandad de salmones, fileteros, ahumadores y camioneros, entre otros. Es en esa organización entonces donde también figura un funcionario de Carabineros en servicio activo de la Prefectura de Osorno.

Cabe consignar, que en este caso se solicitó la ampliación de la detención, facultad legal para preparar los antecedentes, de modo tal que mañana se pueda llevar a cabo la audiencia de formalización, es decir, se le van a comunicar los cargos a las 33 personas que se encuentran detenidas por estos hechos.

En dicha instancia, también se solicitarán las medidas cautelares, aunque el Fiscal Sambucetti, no quiso adelantar detalles de dicha solicitud, sin embargo, adelantó que la solicitud de la fiscalía irá en concordancia con el correlato de lo que ha dado a conocer durante las últimas horas respecto de esta indagatoria, sin descartar la prisión preventiva.

De acuerdo a lo informado por el persecutor, la jornada de este viernes durante la audiencia de formalización de la investigación, los detenidos enfrentarán cargos por asociación ilícita, robo, receptación, cohecho, además del lavado de activos.

 

El Inspector Javier Carrasco de la Brigada de Investigación Criminal de la PDI Puerto Montt, quien fue el oficial de caso en dicha indagatoria, agregó que la investigación se generó en base a información residual que se obtuvo de la denominada Operación Atlántico I, donde los involucrados tenían un modus operandi muy similar.

El modus operandi consistía en desviar a los camioneros con las cargas de salmón (destinados a la confección de subproductos, harina de pescado) hasta el sector de Huelmo en Puerto Montt. Era allí donde se concretaba el robo, tras la revisión y selección de los pescados desde los bines de carga, apartando aquellos que se encontraban en mejores condiciones para ser procesados, es decir, fileteados y sellados al vacío, o bien, vendidos como “salmón fresco”.

De acuerdo a los antecedentes proporcionados por el inspector de la policía civil, después que los choferes trasladaban los salmones, éstos eran trasladados a un galpón de propiedad del líder de la organización ubicado en el sector de Lagunitas en Puerto Montt, puntualizando que los compradores conocían el origen ilícito del producto.

 

De acuerdo a la investigación, el pescado tenía distintos niveles de descomposición, y los que tenían mayor estado de descomposición, cercano a la putrefacción era sometido al proceso de ahumado, porque con esto se disimula el olor y la apariencia de la descomposición, era sometido entonces al proceso de humo, donde se le agregaban diferentes especias, por lo que pasaba desapercibido ante los ojos del consumidor habitual de los diferentes mercados.

El inspector Carrasco, indicó que la organización tenía una estructura piramidal, donde cada miembro tenía roles específicos, donde a lo menos dos de los detenidos tendrían relación con la investigación anterior.

 

Se estima que este ilícito se llevó a cabo durante años, permitiendo al líder obtener millonarias ganancias y por consecuencia, la adquisición de bienes muebles e inmuebles. Este hombre operaba junto a su pareja, hijos y otros familiares a cargo de diferentes labores específicas en la cadena del delito.

A la semana esta organización podría generar ganancias que bordeaban los 16 millones de pesos, antecedentes que fueron dados a conocer tras esta investigación de larga data y que logró confirmar todos estos detalles de la indagatoria tras un operativo simultáneo, donde más de 150 detectives se desplegaron en Puerto Montt y Puerto Octay.

Cabe consignar que los hechos generan un cuestionamiento para la autoridad sanitaria en este caso, considerando que en dichos mercados por años se comercializaron estos productos en descomposición, lo que no fue advertido por la autoridad de la cartera encargada de fiscalizar.

De momento desde la Seremi de Salud de la Región de Los Lagos no se han conocido declaraciones, sin embargo, desde Carabineros se esperan declaraciones en las próximas horas en torno al funcionario en servicio activo que fue detenido y que figura como miembro de la banda criminal desarticulada en la Operación Atlántico II.

 

 

Comenta!