Con el agua hasta las rodillas en calle Acapulco en Rahue

308

Natalia Alvarado tiene 25 años, vive junto a cuatro menores y otros dos adultos en calle Acapulco con Pasaje Copahue en Rahue Alto. Hoy todos están resfriados a causa de la humedad existente de la vivienda en la que reside que fue visiblemente afectada por el agua que ingreso hasta su comedor con motivo de las fuertes lluvias de las últimas horas.

 

Sus hijos se encuentran impedidos de ir a clases toda vez que el agua, que sobrepasa los 50 centímetros, no les permite salir de casa. No es primera vez que se inundan en aquél lugar, uno de los puntos quizás más complejos de la ciudad de Osorno cuando caen las fuertes lluvias.

Las cuadrillas municipales trabajaban en el lugar con motobombas para solucionar la situación, al tiempo que Natalia Alvarado, con el agua hasta las rodillas comentaba a Radio Sago que se siente olvidada por las autoridades de la comuna.

 

La afectada acusa al paradero de la línea cuatro, ubicado frente a su casa, como el causante del problema, toda vez que un relleno efectuado en el lugar para su funcionamiento, habría afectado el desagüe de las aguas lluvias que hoy se acumulan en grandes cantidades en su comedor y antejardín.

 

Desde la Municipalidad de Osorno –agregó- le sugirieron efectuar una demanda colectiva en torno al caso, pero asegura que no cuenta con el respaldo suficiente para materializarla.

 

Una compleja realidad que afecta particularmente a su familia y que por el momento conoce de soluciones reactivas en calle Acapulco, donde los vecinos demandan soluciones de fondo para terminar con los desagradables episodios que tienen lugar cuando cae la lluvia tan propia del sur de nuestro país.

Eso sí, cabe mencionar la positiva labor de las cuadrillas de emergencia de la Municipalidad, que finalmente, en un lapso estimado de tres horas lograron finalmente retirar toda el agua existente en el lugar.

Commentarios

commentarios