Concejo Municipal de Viña aprobó petición de TVN y Canal 13 de suspender edición 2022 del Festival

El Concejo Municipal de Viña del Mar aprobó en la tarde de este miércoles la petición de TVN y Canal 13 de suspender la edición 2022 del Festival.

La decisión fue adoptada luego de que los concejales y la alcaldesa de la comuna, Macarena Ripamonti, escucharan las razones esgrimidas por las señales para no realizar por segundo año consecutivo el tradicional evento musical de la Ciudad Jardín.

Fueron nueve los concejales que votaron a favor de la medida, en tanto que el único representante que rechazó la suspensión fue René Lues Escobar, quien argumentó falta de tiempo para leer con detención el nuevo acuerdo al que se llegó con los canales concesionarios.

La exposición de las razones para la nueva suspensión del Festival de Viña fueron presentadas por Marcelo Hilsenrad, gerente de producción de Canal 13. En la oportunidad, el ejecutivo explicó que la Fase 4 del Plan Paso a Paso en la que actualmente se encuentra la Ciudad Jardín, permitiría la asistencia al Festival de cinco mil personas con esquema de vacunación completa.

«El recinto municipal de la Quinta Vergara tiene una capacidad de 14.100 localidades (…) Cinco mil personas equivalen al 35%. El 100% de la capacidad de la Quinta Vergara por los seis días genera una recaudación prácticamente de 5 mil millones de pesos. Si tuviéramos el 35%, tendríamos prácticamente 3.200 millones de pesos de déficit», detalló Hilsenrad.

Otra dificultad que planteó el gerente de producción de Canal 13, fue en relación a los artistas. «Más allá de que los artistas hoy no tienen agenda para venir a Sudamérica en los próximos meses, hay un riesgo alto de cancelación del evento porque es importante entender que cada artista que viene al Festival de Viña tiene una tripulación de al menos 30 personas. Cualquiera de esas personas que potencialmente se enferme, todo el resto pasa a ser contacto estrecho y simplemente el show no se va a poder realizar», indicó.

Asimismo, calificó como inviable que los artistas que vienen del extranjero y todo su equipo hagan cuarentenas de cinco o seis días al llegar a Chile. En ese sentido, sostuvo que los músicos no pueden hacer «burbujas» como ocurre con el fútbol, porque tienen que interactuar con los equipos de producción, asistir a ensayos, etc.

Hilsenrad también comparó la situación del Festival de Viña con otros como el de Las Condes y Olmué, puntualizando que mientras el primero es financiado completamente por la Municipalidad, el segundo tiene un modelo financiamiento mixto (aporte municipal más entradas).

Fuente: Emol.com

Comenta!