Estado de emergencia en el norte: 100 carabineros y 672 militares resguardarán la frontera

252

El Presidente Sebastián Piñera informó que 100 carabineros y 672 militares resguardarán las fronteras de Chile en la zona norte, al dar cuenta del estado de excepción constitucional de emergencia que rige desde ayer en cuatro provincias debido a la crisis migratoria y de seguridad.

El decreto de la medida fue publicada la última jornada en el Diario Oficial y abarca las provincias de Arica, Parinacota, Tamarugal y El Loa, cada una de las cuales estará bajo el mando de un alto oficial del Ejército que ejercerá como jefe de la Defensa Nacional. Se excluye a las zonas urbanas de las comunas de Arica (en la zona homónima) y de Calama (en El Loa).

“Permite a nuestras Fuerzas Armadas colaborar con las policías para controlar la inmigración ilegal, porque además de generar problemas humanitarios, también genera problemas de seguridad, delincuencia y orden público, y además muchas veces es utilizada por bandas de crimen organizado para labores de narcotráfico, tráfico de armas, tráfico de personas y muchos otros males”, declaró el Mandatario en La Moneda.

Durante el estado de emergencia policía y militares “podrán realizar patrullajes y controles conjuntos, a pie y motorizados, establecer nuevos puestos de observación nuevos, 24/7, desplegar aviones no tripulados, disponer de helicópteros para la vigilancia y traslado, y cámaras de visión nocturna y cámaras técnica, y modernos equipos satelitales de comunicación”.

Informó que se dirigen a la zona, específicamente a la comuna de Huara, en la Provincia del Tamarugal (Región de Tarapacá), el subsecretario del Interior, Juan Francisco Galli; el subsecretario de Defensa, Cristián de la Maza; el jefe del Estado Mayor Conjunto, Javier Iturriaga del Campo, y el general director de Carabineros, Ricardo Yáñez. El objetivo es que estén “en sitio para poder implementar en mejor forma y con la mayor urgencia” la medida.

“SÍ A LA MIGRACIÓN LEGAL”

En su declaración desde Palacio, Piñera remarcó que el fenómeno migratorio “ocurre no sólo en Chile, sino en prácticamente todos los países América Latina, producto de una migración extraordinaria, que es consecuencia de la crisis de Venezuela”, la que ha llevado a salir de ese país a más de 6 millones de ciudadanos.

En ese marco, “sí a la migración legal, a quienes vienen diciendo la verdad a nuestras fronteras, que vienen a iniciar una nueva vida, a integrarse a nuestra sociedad, a aportar al desarrollo de nuestro país y que cumplen nuestras leyes”, expresó.

Por el contrario, “no a la inmigración ilegal, no a quienes ingresan engañando o faltando a la verdad, usando documentos falsificados, pasando por pasos no habilitados, a quienes tienen antecedentes penales o cometen delitos en nuestro país, a quienes en último término van a causar un daño a nuestra sociedad”.

“Chile es un país amistoso y acogedor”, enfatizó.

Sin embargo, puntualizó el jefe de Estado, “hay algunos que creen que esto es un problema que se resuelve solamente con voluntad, (pero) este es un problema mundial, y especialmente en estos tiempos en que las migraciones han aumentado significativamente en volumen”.

Por ello, en Chile el Gobierno ha impulsado, entre otras medidas, la nueva Ley de Migración y Extranjería, que ya está vigente y permite la “reconducción”, es decir, “reconducir a la frontera a aquellos que ingresan ilegalmente”, resaltó Piñera. Para aplicar esa medida, se mantienen conversaciones con los países limítrofes, Perú, Argentina y Bolivia. Y de hecho, ya se han realizado más de 100 reconducciones desde la publicación, hace unos días, del reglamento de la nueva ley.

“No basta con denunciar un problema”, por lo que “les pido a las autoridades que nos unamos para colaborar en la mejor forma de enfrentar y resolver este problema”, exhortó.

Fuente: cooperativa.cl

Imagen: @Ejercito_Chile

Comenta!