Ministro Delgado: “El mejor perdón que puede pedir el Estado es asegurar que las cosas no se repitan en el futuro”

A un mes de asumir en el cargo, el ministro del Interior, Rodrigo Delgado, dijo que su estilo es distinto respecto a un jefe de gabinete tradicional y, precisamente, fue eso lo que le pidió el presidente a la hora de asumir en una de las carteras más polémicas del último tiempo.

En entrevista con La Tercera, el ex alcalde precisó que para asumir este cargo “hay que tener los pies siempre muy bien puestos sobre la tierra. Este es un cargo que requiere mucha humildad, que requiere mucha capacidad de entender efectivamente que las palabras que uno pueda decir, la acción que uno pueda tomar, tienen repercusiones a veces insospechadas”.

Además, expresó que le gustaría que lo evaluaran por su liderazgo. “Represento claramente un tipo de liderazgo distinto para un cargo que es muy tradicional. Espero es que me evalúen por cómo este nuevo liderazgo le dio una nueva energía al cargo”, dijo.

Respecto a la críticas que ha tenido por parte de la oposición, el secretario de Estado expresó que “no llevo un año, llevo un mes” y que no se siente en desventaja respecto de sus antecesores.

“Acá estamos en presencia de un cambio de paradigma de liderazgos. Soy el primero de muchos que espero que vengan en esta línea, pero soy el primero en tener que enfrentar este punto de inflexión en un ministerio que tradicionalmente está ligado a otro tipo de política o a otros factores de evaluación”, afirmó.

En esa línea, comentó que no teme pagar un alto costo político tras asumir el cargo, ya que “efectivamente me fui de Estación Central con una alta aprobación, pero hay momentos en los cuales hay que tomar decisiones. ¿Cuánto tiempo llevamos diciendo que los alcaldes no son considerados para temas relevantes? Y ahora que me ofrecen este cargo ¿iba a decir que no? No, hay que ser coherente. Sé que soy una especie de punta de lanza, en el sentido de que estoy abriendo un camino”.

Dispuesto a pedir perdón

Delgado también habló sobre los cuestionamientos hacia Carabineros y respaldó el paso del general Mario Rozas por la institución. “Le tocaron momentos muy duros (…) Tengo la mejor impresión de él como persona y creo que hizo un trabajo en momentos muy difíciles”, señaló.

Sobre la visita de Yáñez a los funcionarios que dispararon a los menores de un hogar del Sename en La Araucanía, el ministro expresó que la acción “me parece bien que él levante el ánimo de Carabineros. Yo, en mi viaje a Talcahuano, fui a ver a los menores al hospital también estando la investigación abierta”.

También tuvo palabras para los dichos del general Yáñez en entrevista con CNN Chile y CHV Noticias, cuando señaló que no podía pedir perdón por situaciones que están siendo investigadas con relación los casos de violaciones a los DD.HH. “Creo que el mejor perdón que puede pedir el Estado es asegurar que las cosas no se repitan en el futuro”, dijo el titular de Interior.

“Si tuviese que vivir una situación compleja en la cual hay o alguna omisión o alguna situación que en mi mando, como ministro del Interior, haya cometido un error, no me perdería en la posibilidad de pedir perdón. Lo pediría, no tendría ningún problema en hacerlo”, añadió.

Finalmente, Delgado sinceró que espera que el cambio de mando en Carabineros responda a las necesidades de los ciudadanos.

“Creo que directa o indirectamente, la gente más humilde de este país necesita una institución de Carabineros que responda a sus necesidades. Que vuelva a ser la policía de proximidad, que volvamos a robustecer la relación de la comunidad con ese carabinero que los cuidaba, que patrullaba, que prevenía, que incluso -me tocó ver como alcalde- dedicaban su tiempo los fines de semana a hacer escuela de fútbol con los niños. Ese es el carabinero que quiero”, cerró.

Fuente: CNN

Comenta!