Solicitan a Contraloría investigar presunto conflicto de intereses en municipio de Puerto Montt

 

El Concejal del Partido Ecologista, Juan Carlos Cuitiño, solicitó una investigación a contraloría en torno a una Licitación del año 2019 por la contratación de servicios de aseo, mantención y reparación de edificios municipales, de dos contratos que juntos superan los 6 mil millones de pesos, de la empresa del mismo nombre cuyo titular es la Sra. Patricia Riquelme Chávez.

En la solicitud a investigar se señala que habría una presunta negociación incompatible, conflicto de intereses y faltas a la probidad en la presentación para la aprobación de estos contratos, tanto por el alcalde de la época Gervoy Paredes y su posterior aprobación por parte de algunos miembros del Concejo Municipal.

De acuerdo al concejal Cuitiño, habría una solicitud de requisitos a los oferentes, la que solo podría cumplir la empresa adjudicada, y cuestionamientos en la aprobación de los contratos.

 

De acuerdo a los antecedentes, el alcalde sometió a votación y votó a favor estos contratos, en circunstancias en que su sobrina Neva Carolina Paredes, tenía contrato vigente con la empresa de la Sra. Patricia Riquelme Chávez.

Una situación similar que igualmente afecta al entonces concejal del Partido socialista Hector Ulloa, toda vez que su cuñado Robert Aguayo, tenía contrato con la empresa adjudicataria, aún cuando desempeñaba funciones de periodista.

Misma situación se encontraría el concejal de Renovación Nacional, Fernando Orellana, quien además de votar favorablemente, presidió la comisión que recomendó la aprobación de contrato de dicha empresa, en circunstancias en que su esposa, de aquel entonces, la Sra. Mónica Pérez, antenía contrato vigente con la empresa de la Sra. Patricia Riquelme Chávez.

En otra arista, el renunciado administrador Carlos Soto, quien participó de la comisión evaluadora y firmó el acta de propuesta de adjudicación, donde se señala de manera expresa la ausencia de conflicto de intereses, también de acuerdo a los antecedentes expuestos a contraloría, también tendría un familiar involucrado.

En tanto, la concejala del partido socialista, Sonia Hernández, también podría presentar una negociación incompatible o conflicto de interés según el concejal Cuitiño, pues su hermana Eugenia Hernández, presentaba contrato vigente desde el año 2014 con la misma empresa adjudicataria al momento de la aprobación de los contratos.

Desde el Municipio se mostraron sorprendidos por dicha denuncia, y la abogada María Verónica Martínez, indicó que aún cuando reconocen la atribución fiscalizadora de Cuitiño, descartan de plano cualquier irregularidad.

 

Radio Sago realiza las gestiones para contactarse con los concejales aludidos, sin resultados positivos hasta ahora. De momento sólo el concejal de Renovación Nacional, Fernando Orellana, respondió a Radio Sago y comprometió declaraciones durante las próximas horas.

 

Comenta!