Alcaldes y Concejales del Distrito 25 manifestaron su molestia por el aumento de 100 pesos para la salud primaria

146

Para manifestar su gran  preocupación  y molestia por el escuálido aumento de 100 pesos para la salud primaria dentro del presupuesto del próximo año, se dieron cita en Osorno, alcaldes y concejales del distrito 25 junto al diputado Daniel Lilayú.

Las autoridades entre las que se contaban el alcalde de Puerto Octay, Gerardo Günkel, el alcalde de Río Negro, Sebastián Cruzat, el concejal de Puerto Varas, Marcelo Salazar, el concejal de Purranque, José Luis Valderas, el concejal de Puerto Octay, Peter Freitag, la concejala de Puyehue, Julieta Palma y los concejales de San Pablo, Agustín Santa Cruz y Richard Albretch, ofrecieron un punto de prensa donde entregaron sus apreciaciones respecto al aumento anunciado por el gobierno para la salud primaria, que es además el más bajo en los últimos 10 años, llegando apenas al 1,04% del per cápita basal.

El diputado Lilayú dijo que es impresentable que luego de 6 meses de asumido el gobierno, recién ahora estén presentando un plan de salud con un aumento mínimo para la salud primaria, el mismo gobierno que prometió mejorar la salud de los chilenos y hoy en vez de colocar más recursos, considera suficiente aumentar en 100 pesos.

“En las distintas reuniones que se han mantenido con los diversos alcaldes, concejales, funcionarios y dirigentes de salud de la región se nos manifiesta que resulta contradictorio señalar  que la Atención Primaria de Salud (APS), es un pilar fundamental y se sella en discursos públicos que se requiere fortalecer, basada en la promoción, prevención, curación, rehabilitación y cuidados paliativos oportunos y de calidad, pero al momento de materializar las distintas acciones para cumplir dichas labores de nuestros distintos establecimientos, nos parece alejado de la realidad y del sentido de urgencia que se requiere para cumplir objetivos en plena pandemia, la menor alza en los últimos 10 años” recalcó el diputado por el distrito 25.

En tanto el alcalde de Puerto Octay, Gerardo Günkel expresó que este problema es transversal y en el caso de su comuna, se necesita un aumento sustancial en el presupuesto de la salud primaria considerando la alta ruralidad que posee Octay lo que encarece aún más las prestaciones de salud, por cuanto, calificó como una burla el monto anunciado para el año 2023. 

Gunkel señaló que la salud debiera ser prioridad para este gobierno, recordando además el trabajo incesante que se realizó en el marco de la pandemia.

Sebastián Cruzat, alcalde de Río Negro, también manifestó su molestia por el paupérrimo aumento en la salud primaria, explicado que los recursos anunciados son insuficientes para atender las necesidades actuales de la población que en el caso de Río Negro es de aproximadamente 14 mil personas inscritas en la salud primaria, de las cuales el 60 por ciento pertenecen a los sectores rurales de la comuna.

El concejal de Puerto Varas, Marcelo Salazar dijo que lo hoy está entregando el presidente Boric es una migaja, lo cual es altamente contradictorio, considerando que el mandatario, fue uno de que levantó la necesidad social y las propuestas para mejorar lo que hasta antes de él había. Salazar ejemplificó que con 100 pesos  hoy no alcanza ni para poner 200 centímetros cúbicos de combustible para mover una ambulancia. 

Los alcaldes y concejales del distrito 25 firmaron una carta que será entregada por el diputado Daniel Lilayú a la Ministra de Salud, dónde las autoridades solicitan reconsiderar el monto asignado a la salud primaria, explicando en ella que para mejorar el sistema de los distintos departamentos de salud de la región, se considera que se requiere un aumento similar a años anteriores, y que se tome en cuenta el alza de los costos de los productos, la fuerte alza e inestabilidad del valor del dólar y actualmente con un Índice de Precios al Consumidor (IPC) de un 10,8% al mes de septiembre del año 2022, por lo que, sin discusión del reajuste salarial del sector público, que en años anteriores se basa en ese dato estadístico, es poco serio y muy alejado de realidad pensar en un alza del per cápita de 1,04%.

En la misiva las autoridades solicitan además a la máxima autoridad en salud, que se haga una diferenciación a la hora de entregar los recursos, entre las comunas que poseen alta ruralidad, dado que esta situación aumenta los costos, versus las comunas que su población es mayoritariamente urbana

 

Comenta!