La región chilena de Aysén se perfila como principal productor de cerezas del país

746

Con una producción de 31.934 toneladas de cerezas anuales, equivalentes al 73% de las exportaciones de Sudamérica, Chile es el principal país productor de esta fruta de la zona.

La región de Aysén, al sur del país, se perfila con enormes fortalezas y ventajas comparativas en relación con otras zonas para la óptima producción de este producto. A las 110 hectáreas ya en producción, se suman 1.000 potencialmente disponibles que cumplen con unas condiciones climáticas similares a las que se pueden encontrar en los valles donde actualmente se cultivan cerezas, según un reciente estudio de la Universidad de Chile.
El panorama mundial de este fruto indica que la demanda mundial de cerezas ha experimentado un importante aumento coincidente con el desabastecimiento del producto en los mercados mundiales consumidores, lo que facilita la entrada de la región de Aysén a este mercado.
Por la región
Desde hace tres años se viene desarrollando este cultivo en la zona, con mejores condiciones de conocimientos y tecnologías gracias al aporte de diversos organismos de capacitación, permitiendo el crecimiento de su capacidad productiva. Esto ha posibilitado el surgimiento de diversas iniciativas de emprendimiento.
Uno de esos corresponde la empresa familiar Agrícola Chile Chico Cherry Ltda., la cual realizó su primera exportación aérea a Francia, procesando y embalando la fruta en Chile Chico. Durante esta temporada, el packing implementado por dicha empresa procesó más de 3.000 kilos de cerezas, volumen que irá incrementándose en la temporada 2018-2019 hasta un nivel que justifique su exportación por barco, pudiendo llegar a los mercados en marzo del próximo año.
Durante la temporada anterior el total de pequeños productores exportaron 30 toneladas de fruta fresca, queriendo incrementar esta cantidad, poniendo especial énfasis en la calidad del producto, a fin de mantener la excelente impresión causada por el mismo en los mercados europeos.

Fuente: economiaglobal.cl

Comenta!