Los “perfiles genéticos” que está armando el SML para identificar a las víctimas del accidentado Hércules

“Hay desierto, hay aridez, hay tristeza. No podemos explicar el cómo o el porqué. ¿Y qué decir? Nada, todas nuestras palabras resultan torpes, solamente estar y acompañar”.

Esa fue parte de la prédica del párroco de la Catedral de Punta Arenas, Freddy Subiabre, quien lideró la misa que comenzó a las 19.00 horas de ayer, especialmente dedicada a las 38 víctimas del accidente aéreo del pasado lunes, cuando un C-130 Hércules de la Fuerza Aérea (FACh) cayó en pleno mar de Drake mientras se dirigía a la Antártica.

Con velas, abrazos y llantos llegaron algunos familiares y amigos cercanos al templo para rendir homenaje a los partieron, y es que ya el Gobierno y la FACh asumieron de que no hay sobrevivientes debido a los daños de los restos encontrado del avión, sumado a las adversas condiciones del lugar. Ya al final de la misa, la luces eléctricas bajaron y las velas que solo algunos sostenían cumplían con iluminar el lugar.

Así comenzó un profundo minuto de silencio, y cuando acabó, los presentes apagaron el fuego y se retiraron, expectantes, eso sí, de que los intensos trabajos de búsqueda y científicos puedan dar con los cuerpos de sus seres queridos. Y precisamente en eso están enfocadas en estos momentos las tareas investigativas.

“Perfil genético”

Sin precisar aún de cuantas personas se trata, la FACh -a cargo de las labores de búsqueda- ha informado que se han encontrado en los últimos dos días restos humanos que corresponderían a algunos de los pasajeros, por lo que la primera diligencia instruida desde la Fiscalía Regional de Magallanes fue acelerar el proceso de identificación.

Para ello, se ha estado tomando contacto con todas las familias de los 38 para conseguir muestras de ADN y así construir lo que han denominado como “un perfil genético” de cada una, el que se irá comparando con los restos que vayan llegando. Los primeros arribarán a las 16.00 horas a Puerto Williams, para luego se trasladados a Punta Arenas.

“Tenemos a la gran mayoría de los familiares ya ubicados y por eso hemos iniciado este proceso no solo aquí en Punta Arenas, sino que a nivel nacional dando todas las facilidades y la cobertura a través del Servicio Médico Legal (SML), lo cual está completamente coordinado y dirigido a través de la fiscalía”, señaló el jefe de la PDI de la Región de Magallanes, prefecto inspector Víctor Arriagada.

El proceso de catastro de huella genética comenzó ayer, pero hacer el cruce para obtener un resultado no es rápido, o más bien, es variable. Según precisaron desde el SML, dependiendo del estado de los restos, la identificación de un cuerpo podría tardar días, semanas o incluso meses.

Fuente: Emol

Comenta!