Contraloría autorizó despliegue militar en fronteras para colaborar en el control de la migración irregular

Este jueves, se publicó en el Diario Oficial el decreto supremo que autoriza la colaboración y delegación del Ministerio de Defensa Nacional las facultades para controlar el tráfico ilícito de migrantes, a través de las Fuerzas Armadas y el despliegue militar en la frontera del país.

El documento señala que se permitió que los funcionarios puedan actuar en situaciones relacionadas a la inmigración por pasos no habilitados, así como también actividades que se vinculen al narcotráfico y crimen organizado transnacional.

“Esta Contraloría General ha dado curso al documento de la suma, mediante el cual se modifica el decreto Nº 265, de 2019, de esa Cartera de Estado, que autoriza colaboración y delega en el Ministro de Defensa Nacional las facultades en materia que indica, incorporando a las actividades allí señaladas, el tráfico ilícito de migrantes, por cuanto se ajusta a derecho“, dice el parte de documento.

“No obstante, cumple con hacer presente que el referido decreto Nº 265, de 2019, autorizó la colaboración de las Fuerzas Armadas con las autoridades civiles y policiales competentes para actuar en relación con las actividades que se vinculen al narcotráfico y crimen organizado transnacional, en el marco de las facultades que la Constitución y las leyes les confieren, para que aquellas se desarrollen exclusivamente en zonas fronterizas del territorio nacional, lo que se ha omitido precisar en el considerando 6 del instrumento en estudio”, agrega.

Finalmente, el escrito firmado por el contralor general, Jorge Bermúdez, señala que “con el alcance que antecede se ha tomado razón del actor administrativo del epígrafe”.

La publicación del decreto se produce luego de la llegada de miles de inmigrantes, que están concentrados en Colchane, en la región de Tarapacá, queriendo ingresar al país por pasos no habilitados. Incluso, el Gobierno confirmó el fallecimiento de dos personas que intentaban llegar a Chile durante la jornada de este miércoles.

Al respecto de la situación, el subsecretario para las Fuerzas Armadas, Alfonso Vargas, explicó que “lo que se está haciendo es que se autodenuncian en Colchane, se trasladan luego a Iquique y estamos viendo cómo muchos de ellos (pueden) volver en avión para repatriarlos. Que entren ilegalmente no significa que tengan la posibilidad de quedarse en Chile”.

Comenta!