De la indiferencia, al compromiso y la acción hacia personas en situación de calle

Un nuevo invierno para nuestro país, más duro y frío que los anteriores, y con la visita terrible de una pandemia en pleno desarrollo. ¿Qué estamos haciendo? y ¿Dónde estamos centrando nuestros esfuerzos? Ya casi a fin de julio y las temperaturas mínimas cada día calan profundo los huesos cientos de compatriotas en situación de calle en nuestra región. A muchas personas les agrada el invierno, el rico calor de hogar, como bien preciado, pero ¿Qué pasa cuando no se tiene este calor?, y peor aún, no se está ni cerca de tenerlo. Para otros el comienzo del invierno es el inicio de un triste indicador implacable y lapidario, de algo que ya sabemos que sucederá, muertes de algunos de ellos por diversas causas. En la región de Los Lagos, ya hemos debido lamentar algunos fallecimientos los que no han sido a causa del covid-19 precisamente. A la fecha, han sido varios los esfuerzos y medidas que hemos implementado en la región desde nuestro programa calle para prevenir de cierta manera el impacto de un crudo invierno.

Como muchos ya sabrán, en nuestro Ministerio de Desarrollo Social y Familia contamos con el “Plan de Invierno”, uno de los componentes del “Plan Noche Digna”, que brinda de manera transitoria y en época de bajas temperaturas, alternativas de hospedaje y atención básica en la vía pública a personas en situación de calle, con el objeto de mitigar los efectos negativos que tiene para la salud, el dormir a la intemperie. Contamos con albergues 24/7, rutas protege con Carabineros de Chile y las tradicionales Rutas Sociales, entregándoles alimentación, abrigo y la invitación de sumarse a alguno de nuestros albergues, espacios especialmente habilitados para ellos con un equipo que les entrega atención, contención y amor. En la Región de Los Lagos, contamos con cinco albergues; tres en la comuna de Puerto Montt, dos en Osorno y uno en la comuna de Castro.

Sin embargo nunca es suficiente, este año a pesar de redoblar los recursos en dinero, en albergues y rutas sociales calle, hemos tenido que lamentar pérdidas. Nos sentimos muy comprometidos con nuestra labor, siempre intentando dar un paso más, creando más alianzas, articulando más redes para ir en su apoyo pero necesitamos que este compromiso crezca y trascienda lo público. Aún existen muchas personas que miran con recelo y distantes esta situación, no me cansaré de decirlo “las personas en situación de calle, no son parte del paisaje” son personas igual que todos nosotros, que no necesitan indiferencia, sino más bien amor, mayores oportunidades y por sobre todo dignidad.

¿Cómo podemos convencer que las personas dejen la calle? Es un proceso largo y que muchos no quieren realizar, por eso cada día centramos los esfuerzos en poder darles lo máximo alcanzable, para tener la mejor situación en la calle, lamentable, pero real hoy. La lucha está en poder devolverles la dignidad a esas miles de personas, que por distintos motivos, no quieren o pueden volver a tener un lugar u hogar, simplemente una pertenencia, un apego, una vida.

Sin embargo, hoy existe una nueva ventana, una iniciativa que llegará a nuestra región y les entregará una nueva oportunidad y esperanza a las personas que hoy se encuentran en esta condición. Antes de que este año finalice, ansiamos contar con el innovador programa  “Vivienda Primero”, programa Social basado en amplia evidencia internacional que presenta una solución centrada en la vivienda para un grupo de la población que requiere niveles significativos de apoyo para salir de la situación de calle. Basado en un cambio de paradigma de la política social, donde la vivienda debe estar disponible en primera instancia. Nos sentimos muy comprometidos y responsables de liderar esta nueva tarea que efectivamente releve la dignidad y derechos de las personas, porque es el único mecanismo real para erradicar la calle “una vivienda”, la primera línea de defensa contra el coronavirus. Hoy más que nunca tener un hogar es de vida o muerte.

Así como también fuimos pioneros en levantar la primera Casa Encuentro de Niños, Niñas y Adolescentes en Situación de Calle en la región, ahora nos embarcamos en un nuevo desafío. Todo en un plan de mejorar la dignidad de las personas que producto de diversos factores hoy viven en calle.

En lo inmediato y urgente, les dejo un número para memorizar y compartir, el fono calle: 800 104 777, opción 0. De esta manera puedes ayudar y salvar la vida de una persona, para que no tenga que dormir en la calle expuesto al frío invierno que nos azota fuertemente por las noches.

 

Soraya Said Teuber

Seremi de Desarrollo Social y Familia

 

Comenta!